lunes, 25 de julio de 2016

Mi versión de lo que ocurrió en la historia un día como hoy 25 de Julio

Compilado por Luis Montes Brito
Un día como hoy 25 de Julio de 306 Constantino I es proclamado emperador romano por sus tropas. Nacido Caius Flavis Valerius Constantinus, Flavio Valerio Aurelio Constantino, desde un día como hoy 25 de julio de 306 pasó a llamarse Flauius Valerius Constantinus Caesar Herculius, a partir de 307 Imperator Constantinus Augustus y, a su muerte, Divus Constantinus Augustus. En latín, el título imperial oficial de Constantino era IMPERATOR CAESAR FLAVIVS CONSTANTINVS PIVS FELIX INVICTVS AVGVSTVS, Imperator Caesar Flavius Constantine Augustus, el pío, el afortunado, el invicto. Después de 312 añadió MAXIMVS ('el más grande'), y después de 325 reemplazó INVICTVS por VICTOR, debido a que invictus recordaba al dios Sol Invictus. Nació en Naissus, el 27 de febrero alrededor del año 272 (autores difieren con el año, aunque los más confiables señalan el 272. Tampoco hay acuerdo en la ciudad de su muerte señalando algunos Nicomedia y otros Bitinia y Ponto, el 22 de mayo de 337. Fue Emperador de los romanos desde su proclamación por sus tropas un día como hoy 25 de julio de 306, y gobernó un Imperio romano en constante crecimiento hasta su muerte. Se le conoce también como Constantino I, Constantino el Grande o, en la iglesia ortodoxa, las antiguas iglesias orientales y la iglesia católica bizantina griega, como San Constantino. Legalizador de la religión cristiana por el Edicto de Milán en 313, Constantino es conocido también por haber refundado la ciudad de Bizancio (actual Estambul, en Turquía), llamándola «Nueva Roma» o Constantinopla (Constantini-polis; la ciudad de Constantino). Convocó el Primer Concilio de Nicea en 325, que otorgó legitimidad al cristianismo en el Imperio romano por primera vez. Se considera que esto fue esencial para la expansión de esta religión, y los historiadores, desde Lactancio y Eusebio de Cesarea hasta nuestros días, le presentan como el primer emperador cristiano, si bien fue bautizado cuando ya se encontraba en su lecho de muerte, tras un largo catecumenado.
Un día como hoy 25 de Julio de 1819 en las inmediaciones de Bonza, Boyacá, se libra la batalla del Pantano de Vargas. Simón Bolívar exclama la frase celebre "Coronel, salve usted a la Patria" provocando la derrota de las tropas realistas del general Barreiro y ocasionando la Batalla del puente de Boyacá. La batalla del Pantano de Vargas fue un enfrentamiento armado que se presentó en cercanías al municipio de Paipa un día como hoy el 25 de julio de 1819, entre las tropas independentistas y las tropas realistas en la campaña libertadora por la independencia de Colombia. En ella, el ejército venezolano-granadino al mando de Simón Bolívar pretendía cerrar el paso a las fuerzas de apoyo de José María Barreiro que se dirigían a la ciudad de Bogotá. Esta batalla resultó difícil para los hombres al mando de Bolívar, que estuvieron cerca de la derrota ya que el ejército se encontraba agotado y desorganizado tras el difícil ascenso al páramo de Pisba. Sin embargo, el ataque por el flanco del destacamento de la legión británica al mando del coronel James Rooke, y una oportuna carga de caballería de los lanceros del coronel Juan José Rondón, recién llegados al campo de batalla, revirtieron la situación. Rooke, sin embargo, resultó gravemente herido en el ataque y fallecería algunos días después. Posterior a este ataque, las tropas realistas huyeron a los Molinos de Bonza. Gracias a esta maniobra militar, el ejército libertador llegó a Tunja el día 4 de agosto de 1819.
Un día como hoy 25 de Julio de 1943 Benito Mussolini es derrocado y encarcelado junto a sus colaboradores, tras el desembarco aliado en Sicilia. Benito Amilcare Andrea Mussolini, nació en Dovia di Predappio, Forlí; el 29 de julio de 1883 , murió en Giulino di Mezzegra, el 28 de abril de 1945. Fue un militar, político y dictador italiano. Primer ministro del Reino de Italia con poderes dictatoriales desde 1922 hasta un día como hoy 25 de Julio de 1943, cuando fue depuesto y encarcelado brevemente. Escapó gracias a la ayuda de la Alemania nazi, y asumió el cargo de presidente de la República Social Italiana desde septiembre de 1943 hasta su derrocamiento en 1945, y posteriormente muerte por ejecución. Mussolini —también conocido como el Duce— pasó de ser el número 3 en el escalafón del Partido Socialista Italiano y dirigir su rotativo Avanti!, a promover el fascismo dentro de Italia. Durante su mandato estableció un régimen cuyas características fueron el nacionalismo, el militarismo y la lucha contra el liberalismo y contra el comunismo, combinadas con la estricta censura y la propaganda estatal. Mussolini se convirtió en un estrecho aliado del canciller alemánAdolf Hitler, caudillo del nazismo, sobre quien había influido. Bajo su gobierno, Italia entró en la Segunda Guerra Mundial en junio de 1940, como aliado de la Alemania nazi. Tres años después, los aliados invadieron el Reino de Italia y ocuparon la mayor parte del sur del país. En abril de 1945, trató de escapar a Suiza, pero fue capturado y fusilado, cerca del lago de Como por partisanos comunistas. Su cuerpo fue llevado a Milán, donde fue ultrajado.
Un día como hoy 25 de Julio de 1946 se celebra la conferencia de Londres, un intento frustrado de los británicos de reunir a David Ben Gurión y a Hadj Amin para solucionar pacíficamente la convivencia entre judíos y palestinos. Al mando de los designios de la comunidad judía en Palestina desde 1935, Ben-Gurión se dedicó a la consolidación del futuro estado judío, contribuyendo como ningún otro prohombre judío a establecer las líneas básicas que le caracterizarían hasta el día de hoy. Su visión del conflicto árabe-judío fue casi siempre pragmática. A mediados de 1937 Ben-Gurión aceptó, al menos de facto, el principio de partición de Palestina propuesto por la comisión británica investigadora de los disturbios árabes iniciados en 1936, presidida por Lord Earl Peel, y estuvo dispuesto a conformarse con un estado independiente, así fuera sólo en una pequeña parte - el 20 por ciento - de la Tierra de Israel histórica. Su criterio fue compartido por Jaim Weizman y Moshé Sharet, futuros primer Presidente de Israel y segundo Primer Ministro de Israel, respectivamente, aunque rechazada por otros dirigentes sionistas, como Ze'ev Jabotinsky, Berl Katzenelson y Golda Meir, entre otros. Pragmática también fue su respuesta a la revuelta árabe de 1936, que se prolongó hasta 1939: Ben-Gurión fue un firme partidario de una respuesta moderada que evitase la escalada de violencia, y llamó a evitar la pérdida de vidas inocentes, la Haganá, organización de defensa judía ligada a laHistadrut. Durante este periodo tuvo hacia las agresiones árabes una política de autocontención havlagá, lo que dividió aún más a los sectores oficiales de orientación de izquierdas y los sectores disidentes revisionistas como el Irgún. Con la publicación del Libro Blanco en 1939, por el cual Gran Bretaña establecía fuertes restricciones a la libre inmigración judía a Palestina, y grandes trabas a la adquisición de nuevas tierras a manos de judíos, Ben-Gurión abandonó su consabida política de cautela y gradualismo, para adoptar una firme línea activista frente al Mandato inglés. Durante la Segunda Guerra Mundial, su estrategia frente al conflicto creado entre la firme oposición hebrea a las restricciones británicas, y el hecho de que Gran Bretaña combatía contra la Alemania nazi, fue resumida sucintamente en su afirmación de que los sionistas «combatirían contra los nazis como si no existiera el Libro Blanco, y combatirían el Libro Blanco como si no hubiera guerra». Después de la guerra, los británicos intentaron llevar la paz al conflicto Israel-Palestina celebrando un día como hoy 25 de Julio de 1946 la conferencia de Londres, un intento frustrado de los británicos de reunir a David Ben Gurión y a Hadj Amin para solucionar pacíficamente la convivencia entre judíos y palestinos, pero desafió la autoridad británica organizando la campaña masiva de inmigración ilegal, y buscó expandir las fronteras de facto del futuro estado, creando rápidamente nuevos asentamientos judíos en muchas partes del país. Asimismo, impulsó el desarrollo de una sólida y eficaz capacidad de defensa judía, y presionó a los países occidentales amigos a vender a los judíos armamento pesado, como artillería y aviones.
Un día como hoy 25 de Julio de 1968 en el Vaticano, el papa Pablo VI publica la encíclica Humanae vítae. Humanae Vitae (latín: De la vida humana) es una encíclica escrita por el papa Pablo VI. Fue publicada un día como hoy 25 de julio de 1968. Una encíclica fue originariamente una carta circular enviada a todas las iglesias de una zona en la antigua iglesia cristiana. En ese momento, la palabra puede ser usada para una carta enviada por cualquier obispo a sus fieles. La palabra Encíclica proviene del latín Encyclia y del griego ἐκκύκλιος ("ekkyklios") que significa ‘envolver en círculo’, que es también el origen de la palabra «enciclopedia». La Iglesia católica en general, solo utiliza este término para las encíclicas papales, pero la Iglesia ortodoxa Oriental y de la Comunión anglicana mantienen el uso antiguo. Para la Iglesia católica una encíclica papal es, en el sentido más estricto, una carta (generalmente sobre algún aspecto de la doctrina católica) enviada por el Papa y dirigida por este a los obispos católicos de un área en particular o, más frecuentemente, a los obispos del mundo. Sin embargo, la forma de la dirección puede variar ampliamente, y a menudo se designa a un público más amplio. Las encíclicas papales suelen adoptar la forma de un breve del Papa debido a su carácter más personal en oposición a la bula papal formal. Las encíclicas papales son tan famosas que el término encíclica se usa casi exclusivamente para las enviadas por el Papa. El título de la encíclica es normalmente tomado de sus primeras palabras en latín. En el catolicismo, en los últimos tiempos, una encíclica se utiliza generalmente para cuestiones importantes, y es el segundo documento más relevante emitido por los papas, después de la Constitución Apostólica. Sin embargo, la denominación «encíclica» no siempre denota tal grado de importancia. Los archivos de la página web de la Santa Sede actualmente tienden a clasificar ciertas encíclicas como "Exhortaciones Apostólicas". Este término informal señala documentos con un público más amplio que el de los pastores de las mayorías de iglesias. Pío XII mantenía que las Encíclicas Papales, incluso cuando no son ex cathedra (o infalibilidad papal), no obstante, puede ser lo suficientemente autorizada para poner fin a un debate teológico sobre la cuestión en particular:Ni puede afirmarse que las enseñanzas de las encíclicas no exijan de por sí nuestro asentimiento, pretextando que los Romanos Pontífices no ejercen en ellas la suprema majestad de su Magisterio. Pues son enseñanzas del Magisterio ordinario, para las cuales valen también aquellas palabras: “El que a vosotros oye, a Mí me oye.” (Lc 10, 16); y la mayor parte de las veces, lo que se propone e inculca en las Encíclicas pertenece ya -por otras razones- al patrimonio de la doctrina católica. Y si los Sumos Pontífices, en sus constituciones, de propósito pronuncian una sentencia en materia hasta aquí disputada, es evidente que, según la intención y voluntad de los mismos Pontífices, esa cuestión ya no se puede tener como de libre discusión entre los teólogos. Uso de las encíclicas papales. Las encíclicas papales indican una alta prioridad para un tema en un momento dado. Son los sumos pontífices quienes definen cuándo y bajo qué circunstancias deben expedirse encíclicas. Pueden optar por emitir una constitución apostólica, bula, breve Apostólico, encíclica, carta apostólica o dar un discurso papal. Papas han diferido sobre la utilización de encíclicas: sobre la cuestión del control de la natalidad y la anticoncepción, Papa Pío XI emitió la Encíclica Casti connubii, Papa Pío XII, mientras que dio un discurso a las comadronas y la profesión médica, la clarificación de la posición de la Iglesia sobre la cuestión. Papa Pablo VI publicó un día como hoy 25 de Julio de 1968 la encíclica Humanae Vitae sobre el mismo tema. Sobre asuntos de la guerra y la paz, Papa Pío XII emitió diez encíclicas, en su mayoría después de 1945, tres de ellas en protesta por la invasión soviética de Hungría con el fin de la represión de la Revolución húngara de 1956: Datis Nuperrime, Sertum Laetitiae, Luctuosissimi Eventus. Papa Pablo VI habla sobre la guerra en Vietnam y Papa Juan Pablo II, publicó una protesta contra la guerra en Iraq mediante el medio de los discursos. Sobre cuestiones sociales, Papa León XIII promulgó la Rerum Novarum (1891), que fue seguida por la Quadragesimo anno (1931) de Pío XI, y la Centesimus annus (1991), de Juan Pablo II. Pío XII habló sobre el mismo tema a un consistorio de cardenales, en sus mensajes de Navidad y de numerosas asociaciones profesionales y académicas. Encíclica Humanae vítae. La Encíclica Humanae vítae incluyó además el subtítulo Sobre la regulación de la natalidad, detalla la postura que tiene la Iglesia Católica hacia el aborto, los métodos anticonceptivos y otras medidas que se relacionan con la vida sexual humana. Debido al hecho que la encíclica prohíbe todo tipo de control artificial de la natalidad, su publicación resultó muy controvertida especialmente entre los católicos.
Un día como hoy 25 de Julio de 1978 en un hospital de Inglaterra nace el primer niño probeta, Louise Brown. Louise Joy Brown nacida un día como hoy 25 de julio de 1978, en Oldham, Reino Unido es una inglesa conocida por ser la primera persona en nacer mediante la fecundación in vitro. Su nacimiento estuvo rodeado de mucha polémica, debido a ser el primer caso. Ha tenido que pasar por múltiples revisiones para comprobar su salud y demostrar que este tipo de fecundación es tan segura como la natural. La revolución de la fertilidad asistida, parida junto con Louise Brown, cambió para siempre no sólo la forma en que nace una parte de los seres humanos. También obligó a repensar la identidad humana, cuándo empieza la vida y otras severas cuestiones existenciales. Varios investigadores británicos y estadounidenses venían trabajando hacía décadas en la incómoda tarea de unir un óvulo con un espermatozoide fuera del cuerpo de la mujer. Se había intentado en conejos y en otros mamíferos. Incluso varios experimentos con óvulos humanos fertilizados en laboratorios habían fallado a la hora de transferirlos al útero. Por eso la medianoche de un día como hoy 25 de julio de 1978 se convirtió en un hito. A las 11.49 PM, mediante cesárea, nació Louise Joy Brown. Tras nueve años de infructuosos intentos por concebir, Lesley y John Brown recurrieron al ginecólogo Patrick Steptoe, del Hospital General Oldham, y a su socio de investigaciones en la Universidad de Cambridge, Robert “Bob” Edwards. Los Brown sabían que estos médicos, considerados por muchos como “científicos locos”, estaban experimentando con una técnica para obtener embriones en el laboratorio. Para realizar su sueño de tener un hijo propio, Lesley no dudó en ofrecer un óvulo a Steptoe, mientras su esposo John puso los espermatozoides que hacían falta en manos de Edwards. 28 años más tarde Louise Brown tuvo a su primer hijo mediante la fecundación normal. El bebé, llamado Cameron John Mullinder, nació el 20 de diciembre de 2006 en la localidad inglesa de Bristol. "Es diminuto, pesa 2,7 kilos, pero es perfecto", ha señalado Louise Brown, casada con Wesley Mullinder, de 37.

No hay comentarios:

Publicar un comentario