Mostrando entradas con la etiqueta Libros. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Libros. Mostrar todas las entradas

martes, 23 de abril de 2019

Hoy 23 de Abril se celebra el Día Mundial del Libro y del Derecho de Autor


Por Compartiendo mi Opinión
 
El Día Mundial del Libro y del Derecho de Autor es una celebración para promover el disfrute de los libros y de la lectura. Cada 23 de abril, se suceden celebraciones en todo el mundo para dar a conocer el poder mágico de los libros –un nexo entre el pasado y el futuro, un puente entre generaciones y distintas culturas. En esta ocasión, la UNESCO y las organizaciones internacionales que representan a los tres principales sectores de la industria del libro -editores, libreros y bibliotecas– seleccionan una ciudad como Capital Mundial del Libro para mantener el impulso de las celebraciones de este día hasta el 23 de abril del año siguiente. 

Proclamada por la Conferencia General de la UNESCO en 1995, esta fecha simbólica de la literatura universal coincide con la de la desaparición de los escritores William Shakespeare, Miguel de Cervantes  (quién falleció el día anterior pero fue sepultado en esta fecha) e Inca Garcilaso de la Vega. Este día rinde homenaje a los libros y a los autores y fomenta el acceso a la lectura para el mayor número posible de personas. Trascendiendo las fronteras físicas, el libro representa una de las invenciones más bellas para compartir ideas y encarna un instrumento eficaz para luchar contra la pobreza y construir una paz sostenible. 

Al defender el libro y el derecho de autor, la UNESCO apoya la creatividad, la diversidad y la igualdad de acceso al conocimiento, en particular a través de su Red de Ciudades Creativas de la Literatura, la promoción de la alfabetización, el aprendizaje móvil y el libre acceso a los contenidos científicos y los recursos educativos. Con la participación activa de las partes interesadas –autores, editores, docentes, bibliotecarios, instituciones públicas y privadas, ONG humanitarias, medios de comunicación y cualquier otro interlocutor que se sienta implicado en esta celebración– el Día Mundial del Libro y el Derecho de Autor congrega a millones de personas en todo el mundo. 

Cada año tiene lugar en la Sede de la UNESCO un importante evento: librerías, casas editoriales y artistas comparten su pasión por el libro y la lectura animando talleres para los jóvenes.

sábado, 16 de marzo de 2019

SALUD MENTAL LA MEJOR HERENCIA FAMILIAR: SON EFICACES LOS LIBROS DE SUPERACION?



Suele suceder que algunos títulos o enunciados de libros de autoayuda o superación  despiertan nuestro interés lo suficiente como para comprarlo, interpretarlo y seguir cada uno de los consejos. No es ningún pecado.

En definitiva, este tipo de publicaciones son útiles como forma rápida de encontrar tips para ganar autoestima, respuestas a problemas puntuales y aumentar nuestros conocimientos generales. Sin embargo, no resuelven los problemas más íntimos del lector.

Normalmente estos libros se quedan en lo superficial  y no ahondan verdaderamente en soluciones.

De alguna forma es una fantasía pensar que leyendo un libro mejorarán nuestros problemas cuando son libros generales, creados sin conocer a cada lector y sus diferentes aspectos, de hecho, sus consejos no siempre deben ser seguidos por todos y cada uno de los lectores. Si la persona es alguien que no tiene problemas, bien; pero la mayoría los busca para resolver algo que muchas veces le avergüenza traer a la luz., o, peor aún, que ni siquiera sabe que está incubado en su mente . 

Por ejemplo: Cualquier trastorno ocasionado por un caso de abuso infantil, jamás podría resolverse con los consejos de un libro, por bien  calificado que sea el autor.  Son traumas demasiado severos, muchas veces quedan enquistados de manera confusa o casi olvidados, mezclados con emociones de culpa, rechazo, amor, complicidad y vergüenza. Una gran gama de emociones positivas y negativas que suelen confundir al sujeto.

Los casos de abuso infantil abundan en El Salvador y algunos se han vuelto muy mediáticos, como el reciente que involucra a un magistrado. Por lo tanto deben tratarse con adecuadas terapias llevadas a cabo por profesionales.

Es necesario ir poco a poco, sin tratar de precipitar los hechos y permitiendo que el sujeto elabore sus propias ideas y sentimientos y los vaya resolviendo de acuerdo a  sus propios mecanismos.

En niños aún es más compleja la labor y no se debe intentar hacer interpretaciones precipitadas, sino darle a la víctima tiempo para reconocer el trauma que ha vivido e irle dando  recursos para sobrellevarlos. En algunas ocasiones el solo hecho de poder elaborar las ideas de manera más consciente da una gran liberación.

Estos casos suelen  tener  un ingrediente extra: no se denuncian. Esto se debe generalmente a la vergüenza y al miedo  ya que los abusadores suelen ser personas allegadas al grupo familiar ,o con poder.

En general, se estima que sólo uno de cada cinco casos llega a los tribunales. Y aún peor, de los pocos que llegan a judicializarse, en alrededor del 73% el agresor queda impune.

La ausencia de denuncia alimenta el círculo vicioso, pues exhibe una peligrosa impunidad en este tipo de delito. Como en su mayoría son personas relacionadas con su entorno más cercano, existe el temor de romper con la estructura familiar existente. Si la persona tiene poder, suele haber impunidad y además  las soluciones son complejas.

La Justicia aún se queda corta en el manejo de estos delitos y muchas veces; si son niños, la solución es bastante injusta, ya que pasan a manos del Estado, que no está preparado en la mayoría de los casos para darles el amor, contención seguridad , apoyo ;que las víctimas reinsertadas necesitan.

Otro aspecto condenable es que si un niño o joven va a juicio contra un abusador tiene que relatar su historia hasta cuatro veces. Eso forma  parte de lo que llamamos  "victimizar a la víctima", quien queda  en  manos de un sistema que no está preparado para estos delitos. En muchos juzgados no saben cómo procesar el material recopilado y suelen enfrentar a las víctimas indefensas y confundidas con los perpetradores, quienes negarán y hasta estarán en condiciones de superioridad ante la ley frente a los niños y jóvenes ya bastante vulnerados y vulnerables. 

No es fácil recuperar a un niño o adolescente que ha sido abusado. En los juicios debe intentarse mantenerse  el anonimato  de los involucrados y, sobretodo, las víctimas, mas en lugares adonde, como nuestro país es difícil reinsertarlas en una nueva sociedad que sea  ajena a lo que les ha ocurrido para empezar una vida de cero. Aunado a  terapias y ambientes acogedores, amorosos y que proporcionen seguridad... 

Uno de los principales problemas es que la víctima se anime a actuar y a denunciar. Como padres, es fundamental creer en nuestros hijos, darles apoyo y denunciar. Claro, en países  como los nuestros, esto se hace mas difícil.

Poco a poco, con mucho asesoramiento de países que van a la vanguardia combatiendo este tipo de delitos y en la procuración de abolir la impunidad pueden mejorarse estos procesos, especialmente  promulgando la no extinción por tiempo de este tipo de delitos. Las leyes pueden ayudar a superar los abusos, los libros de autoayuda, también, pero solo una terapia adecuada  podrá alejar la mente de las víctimas y sus familiares  de este infierno.

Acerca de la Dra. Mendoza Burgos
Consultas on line

Titulaciones en Psiquiatría General y Psicología Médica, Psiquiatría infantojuvenil, y Terapia de familia, obtenidas en la Universidad Complutense de Madrid, España.

Mi actividad profesional, desde 1,993, en El Salvador, se ha enfocado en dos direcciones fundamentales: una es el ejercicio de la profesión en mi clínica privada; y la segunda es la colaboración con los diferentes medios de comunicación nacionales, y en ocasiones también internacionales, con objeto de extender la conciencia de la necesidad de salud mental, y de apartarla de su tradicional estigma.

Fui la primera Psiquiatra infanto-juvenil y Terapeuta familiar acreditada en ejercer dichas especialidades en El Salvador.

Ocasionalmente he colaborado también con otras instituciones en sus programas, entre ellas, Ayúdame a Vivir, Ministerio de Educación, Hospital Benjamín Bloom, o Universidad de El Salvador. He sido también acreditada por la embajada de U.S.A. en El Salvador para la atención a su personal. Todo ello me hizo acreedora en 2007, de un Diploma de reconocimiento especial otorgado por la Honorable Asamblea Legislativa de El Salvador, por la labor realizada en el campo de la salud mental. Desde 2008 resido en Florida, Estados Unidos, donde compatibilizo mi actividad profesional con otras actividades. 

La tecnología actual me ha permitido establecer métodos como video conferencia y teleconferencia, doy consulta a distancia a pacientes en diferentes partes del mundo, lo cual brinda la comodidad para mantener su terapia regularmente aunque esté de viaje. De igual manera permite a aquellos pacientes que viven en ciudades donde los servicios de terapeuta son demasiado altos acceder a ellos. Todo dentro de un ambiente de absoluta privacidad.

Trato de orientar cada vez más mi profesión hacia la prevención, y dentro de ello, a la asesoría sobre relaciones familiares y dirección y educación de los hijos, porque después de tantos años de experiencia profesional estoy cada vez más convencida de que el desenvolvimiento que cada persona tiene a lo largo de su vida está muy fuertemente condicionado por la educación que recibió y el ambiente que vivió en su familia de origen, desde que nació, hasta que se hizo adulto o se independizó, e incluso después. 

Estoy absolutamente convencida del rol fundamental que juega la familia en lo que cada persona es o va a ser en el futuro.

lunes, 23 de abril de 2018

Hoy 23 de abril se celebra el Día Internacional del Libro

Por Compartiendo mi Opinión

El día 23 de abril fue elegido como Día Internacional del Libro, pues coincide con el fallecimiento de Miguel de Cervantes, William Shakespeare y el Inca Garcilaso de la Vega en la misma fecha en el año 1616 (aunque realmente no es así: Cervantes falleció el 22 y fue enterrado el 23, mientras que Shakespeare murió el 23 de abril del calendario juliano, que corresponde al 3 de mayo del calendario gregoriano). 

La fecha también coincide con el nacimiento o la muerte de otros autores prominentes como Maurice Druon, Haldor K.Laxness, Vladimir Nabokov, Josep Pla, Manuel Mejía Vallejo y William Wordsworth. 

La Unión Internacional de Editores propuso esta fecha a la Unesco, con el objetivo de fomentar la cultura y la protección de la propiedad intelectual por medio del derecho de autor. 

La Conferencia General de la Unesco la aprobó en París el 15 de noviembre de 1995, por lo que a partir de dicha fecha el 23 de abril la UNESCO creó el "Día Internacional del Libro y del Derecho de Autor" así como el Premio UNESCO de Literatura Infantil y Juvenil Pro de la Tolerancia.

jueves, 18 de junio de 2015

Dime cómo insultas... y te diré quién eres. Publican la Biblia del Insulto

Agencias Noticiosas

Manual de insultos
Si dicen de usted que tiene una lengua viperina, probablemente mucho de lo que lea a continuación le suene familiar. Y si, por el contrario, le cuesta encontrar esa respuesta con la que defenderse de una mofa, aquí tiene un arsenal de ideas: Eso lo será tu madre acaba de llegar a las librerías como el nuevo manual del insulto en español.

Según afirma la periodista y empresaria madrileña María Irazusta, “el insulto es para todo el mundo”. No importa “la cuna o la cultura que tengas, todos hemos insultado o sufrido insultos alguna vez”, sostiene en entrevista con la agencia de noticias DPA. Por eso, puestos a agraviar, lo mejor es contar con munición potente. Y la autora lo que presenta aquí es toda una “despensa de la ofensa”.
Así, Eso lo será tu madre (Espasa) recopila más de dos mil improperios, pero entre sus páginas cabe de todo: desde la más exquisita ironía a las actitudes y gestos que conforman el lenguaje del agravio, sin olvidar a los maestros que hicieron de la mofa todo un arte. En general, resume la autora, compila “todo aquello que se escupe con el propósito de lacerar al contrario”.
Siguiendo la línea de Las 101 cagadas del español, Irazusta se adentra de forma amena y cuajada de anécdotas en este denostado rincón de la semántica. Para ello, comienza con una aclaración etimológica: en el siglo XV, la palabra insulto era un cultismo que significaba “acometimiento o asalto repentino y violento”. Su definición actual no fue incluida hasta el siglo XIX y, antes de que se generalizara su uso, se prefería el término denuesto.
En el rico acervo injurioso del español, todo es susceptible de convertirse en fuente ofensiva. Y el reino animal ofrece un considerable arsenal: desde las focas a los besugos, pasando por los cerdos, las ratas, los gansos o los moscones y las mosquitas muertas; ni siquiera los fieles perros se libran de servir en bandeja un desaire.
Hay insultos “profesionales” como payaso, picapleitos, matasanos o loquero. Otras expresiones tienen su origen en la Biblia, como “ser más falso que Judas”, “llorar como una Magdalena” o “quedarse para vestir santos”. Y los políticos también han aportado sus ácidas píldoras: quién no recuerda el “huele a azufre” de Hugo Chávez a George W. Bush, o el “mariconsón” que exclamó Fidel Castro en la radio al descubrir que su interlocutor no era quien le habían anunciado, sino un imitador.
“Yo no quería hacer un catálogo de insultos, pero no hay autocensura: está escrito sin pelos en la pluma”, afirma rotunda Irazusta. “No me estoy dirigiendo a nadie, estoy recopilando el lenguaje de la calle. Y he prestado oídos en los mejores palacios y los peores tugurios”.
Además, apunta, son muchos los ilustres “patrones” que a lo largo de la historia de la literatura han contribuido con sus poco halagadoras aportaciones.
En la lengua de Cervantes, el propio autor del Quijote no dejaba títere con cabeza cuando ponía a hablar a su ingenioso hidalgo (majadero, mentecato o malandrín son solo algunos ejemplos). Jorge Luis Borges fue, según la autora, un “maestro” de los insultos delicatessen, mientras que al Nobel Camilo José Cela, defensor de toda habla malsonante, le debemos, entre otros, la inclusión en el diccionario de la Real Academia de la palabra coño.
Además, Eso lo será tu madre hace un esfuerzo por recopilar insultos “moribundos”, desde casquivano (alegre de cascos) a gaznápiro (palurdo, simplón), y no se olvida de señalar que en cuestión de agravios, el lenguaje también distingue de sexos: “Me he dado cuenta de que para los hombres el insulto que más se utiliza es tonto y, para las mujeres, puta. Hay una auténtica obsesión”, dice recordando que no es lo mismo llamar “zorro” que “zorra”, ni “golfo” que “golfa”.

Además, dime cómo insultas... y te diré quién eres. Pues según Irazusta, la manera de ofender es “un retrato hiperrealista de nosotros mismos”. Desde la generación al ámbito social, el lado del Atlántico en el que se resida o el carácter de cada cual, cómo descargue uno su ira puede ser muy revelador. Ya lo dijo Diógenes de Sinope, “el insulto deshonra a quien lo infiere, no a quien lo recibe”.
Por eso, la autora reivindica el ingenio a la hora de agraviar, ese insulto que “entra como por el oído como vaselina y estalla como un latigazo”. Eufemismos como decir que alguien es “de difícil sonrisa” en lugar de antipático pueden tener un efecto aún más demoledor.
”Detesto ofender porque sí, pero una buena contestación con gracia creo que está muy bien y hay veces que te tienes que defender con la palabra”, afirma. “Así que lo mejor es tener un rico material”. 

sábado, 28 de marzo de 2015

“kondea” tu vida. Conserva solo aquello que da gozo a tu corazón

Tomado de The Wall Street Journal
Marie Kondo, la gurú del orden doméstico
Una consultora japonesa se ha transformado en un fenómeno global y parece haber tocado una fibra en los lectores modernos

Por Jennifer Maloney y Megumi Fujikawa

TOKIO— Marie Kondo se sienta con la espalda recta mientras observa un monitor de video en un estudio de televisión en la capital japonesa. Desde que los extraños la empezaron a reconocer en la calle como la autora del libro superventas La magia del orden ha estado muy consciente de su postura. Una gurú del orden en la casa debe estar a la altura de las circunstancias.

La autora de 30 años, cuyo libro ha vendido dos millones de copias en todo el mundo, acaba de regresar de una gira triunfal por Estados Unidos, donde su libro ha permanecido entre los más vendidos desde su lanzamiento en octubre. En esta ocasión, los presentadores de un programa popular de la televisión japonesa muestran videos del viaje de Kondo.

En una escena aparece en la habitación de una adolescente de Boston cuyas pertenencias —ropa, electrónicos y animales de peluche— llenan un clóset. Siguiendo las instrucciones de la autora, la joven debe sacarlas una por una y formularse la pregunta distintiva de Kondo: ¿Acaso tokimeku? ¿Esto me produce alegría?

El video termina. Kondo se revisa el cabello frente a un espejo compacto y se dirige hacia el escenario.

La magia del orden, un manifiesto místico sobre el desprendimiento de las cosas que no necesitamos, se ha convertido en un fenómeno editorial. Es el tipo de obra que llega justo a tiempo para liderar y reflejar un cambio en la manera de pensar. El libro de Kondo ha cautivado a lectores en todo el mundo en momentos en que mucha gente parece haber alcanzado un punto de inflexión sobre el desorden y la acumulación de cosas en su vida.

La versión en español, titulada La magia del orden: Herramientas para ordenar tu casa... ¡Y tu vida!, fue publicada en abril en forma electrónica y está disponible en Kindle, el lector electrónico de Amazon.com. La edición impresa del libro solo está a la venta en México por el momento, pero aún no está disponible en el resto de América Latina, informó un vocero de la editorial Ten Speed Press.

Los lectores comparten fotos de sus cajones de ropa interior y han lanzado clubs y grupos de Facebook. Utilizan el nombre de la autora como un verbo para referirse a eliminar o doblar algo meticulosamente: “Esperaba a que la tetera hirviera… Por eso Kondeé mis libros de recetas”, proclamó en una entrada reciente de Facebook Elaine Colliar, una columnista de finanzas familiares del periódico escocés Sunday Mail, con una foto para mostrar su trabajo.

La magia del orden pronto estará disponible en más de 30 países, incluyendo Francia, donde fue presentado hace dos semanas. En Japón, donde apareció por primera vez en 2011, Kondo tiene cuatro libros impresos y un CD de música clásica, que incluye dos valses de Chopin y un concierto de Bach, para escuchar mientras uno ordena.

El concepto del orden y el desprendimiento ha estado ganando terreno durante más de una década. Peter Walsh —un consultor sobre organización escribió dos bestsellers sobre el tema en EE.UU., en 2007 y 2008. También hubo reality shows sobre la acumulación de cosas. Su libro más reciente, Lose the Clutter, Lose te Weight: The Six-Week Total-Life Slim Down, (algo así como “Pierda el desorden, pierda el peso: el adelgazamiento total de seis semanas”) acaba de ser publicado.
Kondo ofrece una filosofía para las personas que tienen problemas para deshacerse de las cosas que han ido acumulando.
Fue criada en Tokio y la organización la fascinó desde una edad temprana. De niña, leía revistas sobre estilo y hogar y limpiaba las habitaciones de sus hermanos. En la escuela primaria estaba a cargo de la organización de la clase. A los 19 años, fundó una empresa de consultoría para organizar el hogar y descubrió que muchos de sus clientes tenían problemas para decidir qué botar y con qué quedarse.
Un día le preguntó a un cliente: “¿Esto le produce alegría?”
“Fue capaz de desprenderse de eso sin inconvenientes”, recuerda Kondo en una entrevista realizada después del programa de televisión. “Desde entonces, he estado usando esas palabras”.
Kondo es casada, sin hijos. En un marcado contraste con muchos de sus seguidores, es reservada acerca de su vida privada. Su publicista cuenta que jamás ha invitado a un periodista a su casa. Escribió el libro a pedido de clientes que estaban en su lista de espera. Su método es extremo: hay que botarlo todo de una vez. No hay que dejarlo para mañana ni hacer una pila con los objetos que no está seguro de desechar.
“Preserve sólo las cosas que le hablan a su corazón. Después hay que lanzarse y desechar todo lo demás”, recomienda. “Cuando pone su casa en orden, también pone sus asuntos y su pasado en orden. Así, se puede ver con bastante claridad lo que necesita en la vida y lo que no necesita”.
Una de sus clientas, relata, incluso se desprendió de su marido.
Sus seguidores dicen que sus consejos los libran de la culpa que a menudo acarrea desechar un objeto obsequiado por un ser querido. Kondo aconseja agradecerle a la ropa por el servicio prestado o por enseñarles que tal o cual color no les sienta, antes de botarla.
A diferencia de otras técnicas de organización para el hogar, Kondo rechaza todos los productos de organización y contenedores de almacenamiento. “La palabra almacenamiento contiene una trampa cazabobos’”, escribe. “Puedo declarar honestamente que los métodos de almacenamiento no resuelven el problema de cómo terminar con el desorden. Al final de cuentas, son solamente una respuesta superficial”.
La editorial Ten Speed Press adquirió los derechos para Norteamérica y Sudamérica cuando La magia del orden había vendido más de un millón de copias en Japón. En ese momento, no obstante, no era nada claro que un libro de una consultora japonesa de organización tuviera éxito en otras culturas.
Después de su publicación, sin embargo, el libro recibió críticas positivas y las ventas despegaron.
Ryan Simons, un escritor independiente de 34 años, se deshizo de más de una docena de bolsas repletas de cosas en enero en el departamento de Brooklyn que comparte con su esposa y dos compañeros, y no se detuvo allí. “Kondeé la música en mi teléfono”, escribió en una entrada de Twittercon una imagen de su lista reducida.

Megan Bryant, de 36 años, una escritora de libros infantiles de Carolina del Norte, disfrutó el libro tanto que formó un grupo de Facebook. “No lo podía dejar de leer”, expresó. “Es curioso emocionarse tanto sobre aprender a ordenar y organizar y administrar el espacio… Sentí que tuve una epifanía tras otra, cada vez que daba vuelta la página”.
Kondo ya no acepta nuevos clientes para consultorías personales. En lugar de ello, está capacitando a un grupo de consultores profesionales de orden con su método, con la esperanza de exportar el programa. “Me gustaría poner orden en todos lados en el planeta”, subraya.
— José Healy contribuyó a este artículo.